Está ahí, aunque no lo pareciera, a unos 93 kms aproximadamente desde Santiago por el camino al Cajón del Maipo. ¿Su nombre? Los Baños de Colina, casi en el límite con Argentina.

Una mezcla entre los paisajes agrestes de San Padre de Atacama y la exuberancia de la Patagonia, todo dominado por el imponente volcán San José nos da la bienvenida, invitando a recorrer cada sendero disponible. Luego de un pequeño tramo a pie o en moto de nieve se llega a los baños en sí, con sus nueve piscinas a 50º y una vista imperdible de montañas que superan los 3000mts de altitud.

La invitación está hecha a conocer un lugar que nada le envidia a los Alpes Suizos o los Himalayas, ¡nos vemos ahí!

Leave a Reply

Your email address will not be published.